Marc Márquez, un “futbolista prometedor”

Ya sabíamos que Marc es un gran deportista. Le hemos visto hacer bicicleta, esquí, corriendo, dirt track, gimnasia… pero una faceta que no conocíamos, hasta hoy, era el Marc jugador de fútbol.

¡Hola amigos!

Creo que no es ningún secreto si os cuento que me gusta el fútbol. Intento jugar algún partidito cuando surge la ocasión, pero la verdad es que no encuentro tanto tiempo como me gustaría. Mi agenda de piloto es muy apretada y siempre estamos muy ocupados viajando de un lado a otro. Otra razón es que si me dan a elegir, prefiero hacer offroad (Dirt Track, Motocross…), aunque un partidito de vez en cuando siempre apetece.

Tengo mis preferencias a la hora de jugar, aunque sabéis que me adapto a lo que sea. Mi lugar favorito para el fútbol es siempre la hierba. Prefiero los campos de hierba, y no me importa tanto si son a cielo abierto o cubierto mientras sea de hierba. En la playa no he jugado casi nunca, aunque seguro que muchos de vosotros sabéis de lugares muy chulos para echar unos chutes en la arena. Mi posición ideal en el campo es la de extremo, porque no os sorprenderá si os digo que soy muy rápido, es dónde más disfruto. ¿La posición que menos me gusta? De central no es para nada mi sitio, no me gusta nada ¡y es que además prefiero marcar goles!

Otro puesto que nadie suele querer, no solo yo, es el de portero. Algunas veces lo escogemos con una carrera a la portería, pero habitualmente vamos cambiando a cada gol encajado. Tengo que reconocer que es la peor táctica para ganar el partido, porque entonces el portero no le pone muchas ganas y se las cuelan fácil, jeje.

A veces juego con el equipo si estamos en un GP fuera de Europa. En esas ocasiones tenemos que ir con antelación y solemos contar con unos pocos días para aprovechar. ¡Si hay campo de fútbol en el hotel no lo dudamos y nos ponemos los pantalones cortos! También juego con mis amigos de Cervera, pero eso ya no es tan frecuente porque como sabéis la agenda de un piloto es muy apretada incluso en vacaciones. Sea quien sea con quien estoy jugando, siempre juego con calma y para divertirme, por supuesto que soy muy competitivo y quiero ganar, pero si juego a fútbol lo importante es disfrutar y pasarlo bien.

¿Soy bueno jugando a fútbol? Que puedo decir, siempre intento hacerlo lo mejor posible, marcar algunos goles y si me animo, hacer alguna que otra “croqueta”. Si hablamos de jugar en la consola, entonces sí que me toca mejorar, Álex siempre me gana y nos picamos un poco, pero lo pasamos bien ¡es una rivalidad sana jajaja!