Marc Márquez y sus consejos para salir a la montaña

Además de ser un piloto fuera de serie, Marc es un aficionado a las alturas, concretamente a las de la montaña. Es una actividad que realiza ahora que estamos en época de descanso de la temporada y que le ayuda a desconectar. El 93 nos cuenta las mejores anécdotas sobre sus excursiones, paseos y otras actividades que lleva a cabo en estos espectaculares paisajes.

¡Hola a todos!

En este post vengo a contaros algo de lo que no suelo hablar mucho y que me encanta: mi pasión por la montaña.

Lo que más me gusta de estar allí es el hecho de sentirme en contacto directo con la naturaleza. También me permite pasar buenos momentos con mi hermano y otros amigos, estar con poca gente (algo que se agradece de vez en cuando). Cuando estoy en la montaña, rodeado de la calma del lugar, desconecto totalmente y eso es algo que me ayuda mucho a nivel deportivo. Está claro que los deportes de montaña tienen poco que ver con las carreras, pero sí que me sirven para complementar la preparación física. Lo mejor es que cambio de registro, desconecto, y disfruto de la naturaleza.

Cuando planeo una salida lo hago tal cual y en el mismo día, no planifico mucho. Me levanto temprano por la mañana y me junto con algunos amigos. Desayuno bien antes de salir pero está claro que siempre se tiene que llevar provisiones para el esfuerzo. Unas barritas y algo para beber es necesario y dependiendo de la duración de la ruta, cogemos bocadillos.

Casi siempre voy con mi hermano Álex y también a menudo viene José Luís, mi asistente. Son salidas cortas de menos de un día, hacemos el camino que tenemos planeado y volvemos por la tarde a casa. Me gusta variar y hacer un poco de todo, últimamente lo que hago es sobre todo trekking, esquí y raquetas de nieve aunque también he hecho skimo en el pasado. Varias veces he estado a punto de ir a hacer escalada, pero al final no me he animado, algún día lo haré.

Es difícil escoger un lugar favorito ¡Hay tantos sin alejarse de casa! Me gustan mucho Los Pirineos porque aparte de que me quedan cerca, son ideales para cualquier época del año. En invierno, por ejemplo, hago raquetas de nieve y esquí de montaña, y en verano, rutas a pie. No hago muchas rutas diferentes pero una que hago cada año es el Pico de Comapedrosa porque una vez lo hice y me trajo suerte, con lo que siempre repito. Es la montaña más alta de Andorra, es muy bonita, y me gusta mucho, os la recomiendo a todos si estáis por la zona y queréis ver un paraje precioso.

Por último, algunos consejos y advertencias para ir por la montaña, al menos precauciones que yo suelo tomar:

  • Salid siempre en compañía y usando los caminos que mejor conozcáis o que estén bien indicados.
  • Hay que ir siempre bien equipados a nivel de material (con calzado y ropa adecuados al terreno y a la temperatura). A mí personalmente me gusta llevar una mochila de estas finitas para llevar lo imprescindible: el móvil, las llaves y algo de comer. Es algo muy cómodo y útil.
  • Llevad un móvil siempre encima por si acaso.
  • Buscad un atuendo que se corresponda siempre con el clima del momento y el tipo de actividad para evitar pasar calor o frío.

La actividad que decidas llevar a cabo depende mucho de los gustos de cada uno y también de si buscas un deporte más extremo o más suave. Lo bueno que tiene la montaña es que se puede disfrutar de ella estés más o menos en forma. Un mismo pico lo puede subir un chaval de 20 años corriendo como un loco o alguien de 60 más tranquilo, y los dos se lo pasan en grande.

Recordad que aunque seáis precavidos, siempre puede pasar cualquier cosa ¿Quién no se ha perdido alguna vez por la montaña? Ya sabéis que hay que ir con mucho cuidado.

Lo más importante de una caída es volver a levantarse, así que pase lo que pase, seguid buscando nuevas metas y nuevos retos, siempre con el máximo respeto por el entorno. La montaña nos da mucho y es muy importante dejarla tal y como la encontramos.

¡Un grandísimo abrazo a todos!